VIDALITA.
La Vidalita es cante originario de Argentina, lleva en sus notas musicales, ecos melódicos de viejos villancicos y restos de antiguas soleares. La principal característica de su poética es el amor en su vertiente más triste: el desamor.
Cuando la vidalita llega a España se abre camino artístico con éxito en las voces de los mejores cantaores de de la época, que la acogen como algo propio, que tras largo tiempo en el exilio por fin regresa feliz a casa. Pasó a formar parte del amplio abanico de estilos flamencos, con categoría de grande.